Elkarrekin Podemos lleva al Parlamento Vasco la violación de Derechos Humanos en Baixo Iguaçu por Iberdrola.

El MAB (Movimiento dos Antigidos por Barragens, Brasil) ha comparecido hoy de la mano de Iñigo Martinez en la Comisión de Derechos Humanos por la situación de desprotección de los afectados por la represa de Baixo Iguaçu.

La comparecencia se enmarca en la agenda de la “Semana contra la impunidad: empresas energéticas y vulneración de derechos humanos” organizada junto al eurodiputado Xabier Benito.

El representante del MAB Robson Formica solicitó junto con el eurodiputado Xabier Benito una reunión con Iberdrola, que fue rechazada por dificultades de agenda de la empresa.

La comisión de Derechos Humanos del Parlamento Vasco ha recibido hoy la visita de Robson Sebastián Formica, del MAB, el Movimiento de los afectados por represas, y Gonzalo Fernández, de Paz con Dignidad, para hablar de la situación de vulneración de Derechos Humanos en la construcción de la represa de Baixo Iguaçu, en Brasil.

“Más de 1.200.00 personas se están viendo afectadas por las construcción de represas en todo Brasil. En el caso de la construcción de la represa hidroeléctrica de Baixo Iguaçu, 800 familias se han visto afectadas por una construcción en la que no se han respetado los derechos de la población de reasentamiento e indemnización”. “El consorcio que promueve este proyecto esta formado por Copel y NeoEnergia, de la que Iberdrola controla el 52% del accionariado” ha recalcado Formica.

Gonzalo Fernandez, de Paz con dignidad, ha recalcado la importancia del papel de las instituciones en cuanto a la diplomacia económica y la defensa de los Derechos Humanos. “Es importante que entendamos que es un problema estructural y que desde el Parlamento y Gobierno Vasco necesitamos establecer cláusulas sociales a la hora de apoyar a las empresas en el extranjero”

En palabras del parlamentario de Elkarrekin Podemos, Iñigo Martinez Zatón, “es especialmente preocupante la violación de Derechos Humanos en las construcciones de empresas transnacionales vascas y la falta de voluntad de estados e instituciones en legislar la defensa de dichos DDHH” Ha reiterado por su parte, “volvemos a traer encima de la mesa la propuesta de un Observatorio Vasco de empresas y Derechos Humanos”.